martes, 20 de enero de 2009

Que Dios me ayude

A ver qué van a decir ahora todos esos laicistas europeos tan entusiasmados con Obama, después de su juramento sobre la Biblia y de su discurso de investidura, tan repleto de referencias divinas

Publicar un comentario