Entrada destacada

Melior finis quam principium

Se acabó . No tiene sentido seguir con este blog en la era de las redes sociales y de lo que vendrá. Desde ahora, trasladaré mis perpleji...

domingo, 12 de octubre de 2008

Latazo

En realidad dijo "coñazo"; eso le parece a Mariano Rajoy (proclamado líder de la oposición) la asistencia al desfile militar del Día de las Fuerzas Armadas, que en España coincide con la Fiesta de la Virgen del Pilar, Fiesta de la Hispanidad.

El caso es que Rajoy animó el año pasado a los españoles a que asistieran a este mismo desfile y a que arroparan con su calor y reconocimiento a nuestras Fuerzas Armadas.

El caso es que Rajoy asiste al desfile desde tribuna, sentado y con perfecta visibilidad, no como los ciudadanos de a corrientes que le votaron, que lo hacen de pie, apelotonados tras una valla, viendo lo que pueden entre cabezas y ramas de árboles.

Rajoy ha dicho que la próxima vez estará calladito. Pero no es eso; ahora ya sabemos que el año pasado mostró tanto fervor por razones electoreras. Ahora ya sabemos lo que piensa Rajoy del Ejército y del desfile y de la Fiesta.

Al menos hemos de agradecerle que por una vez, y aunque haya sido por un error de micrófono, nos haya desvelado lo que de verdad piensa.