viernes, 24 de octubre de 2014

"pixelados"

Estos pretendidos tiempos de libertad han llevado a constantes restricciones, muchas variopintas, que por carecer de un criterio común, acaban en la ridiculez.

En la foto de la página 30 del diario de hoy de mi referencia, el policía de primer plano aparece convenientemente "pixelado", con el fin de no ser reconocible por los malos -supongo-, y evitar que sufra represalias por ser de los buenos.



Pero, ¡oh, sorpresa! en la misma foto -prácticamente- aparece perfectamente identificable... ¡en la portada y a todo color!



Si fuéramos más honrados, no harían falta tantas regulaciones.
Publicar un comentario